leche

miércoles, 28 de mayo de 2014

*





el amor es ella
y yo
cuando nos quedamos dormidas
en la cama grande

los cuerpos
abandonados
entre las sábanas y la ropa

entredormida
parece que volví a parirla
recién

ella es el amor
cuando me invita a bailar
porque sabe que estoy triste
y me pregunta si estoy contenta
simplemente

no se como no le escribo más poesías
si nos miramos con la profundidad
del azul
del verde
desde antes de conocernos
y desde antes aún
me invita a bailar
en la calle
en el banco
o en la soledad absoluta

ella es el amor

 y ser una
las dos
me hizo ser fuerte
y arder

siempre arder

para quemarlo todo
a nuestro paso
con inmensa ternura

la inocencia de lo justo
hizo que 
me quieras estrangular tantas noches
me prometiste que me iba a morir
(casi)


pero no pensaste que yo no estaba sola
nunca más

gracias, 


el amor es lo que soy
desde que ella
vive en mi.





*





*



storming

jueves, 22 de mayo de 2014

*




por fin había dejado de llover
y yo estaba al borde del suicidio 

mis borceguíes brillantes 
se impacientaban 
para saltar al agua 

yo no se de ríos 
ni lagunas 
y para mi eso era simplemente 
agua manchada 

sucia 

pero ahí estaba mi reflejo 
también mirándome 
debajo de mi flequillo al viento 

no creo que eso fuese un reflejo 
creo - más bien - 
que era mi suicidio 

con ese aspecto de últimas advertencias 
y esa mirada de muerta 
las pupilas como un túnel 
por donde uno entra 
y desemboca en un charco, para verse por última vez 
de ese otro lado 
vestida de pijama y piloto 
como que nadie va a notar el pijama debajo 
- o la inconfundible depresión en borceguíes de charol - 

 ¿viste esa película que tanto querías? 
¿terminaste de leer tu libro? 
vamos, tu lista interminable de proyectos 
no te está aferrando mucho a la existencia que digamos 

y vivir debajo del acolchado 
con olor a pis 
no es precisamente un gran plan 

nadie va a extrañar 
la fantasía de vos misma 
con tu traje de enorme potencial 


además, volvió a llover 
y la gente planea olvidarse de todo 
para antes del mediodía.








*












 *

ropa vieja

viernes, 16 de mayo de 2014

*








no me acuesto
porque no me quiero levantar
si hay algo peor que caminar desde mi cama
hasta la cocina
ida y vuelta
pensando en él pensando
en ella



es despertarme
ver que hace un día hermoso
saber que voy a salir
mis vecinas van a saludarme con una sonrisa
voy a contar monedas
bastante menos
de lo que necesito para pagar el alquiler
o la luz
mi mamá va a llamarme para contarme una gran noticia
de mis hermanos
y el sol se va a clavar en mi entrecejo



voy a caminar por la vereda
pensando en todo eso
que tendria que haber hecho la semana pasada
pero 
que no pude
por haber estado haciendo lo de la anterior
y otros malos negocios



no voy a sentirme agradecida
porque voy a sentir
que un dia de estos
me va a dar algo
y
me voy a morir
y Antonia va a quedarse sola


entonces voy a recomponerme
aunque tenga sueño




pero todo eso va a pasar

y yo voy a recordar que anoche
lloraba
porque me queria ir
a otra noche
a otra casa
a otro nombre



peor que no dormir
es despertarse
y que el mundo haya continuado
su marcha



como ayer
mañana
el siglo que viene
y todas esas noches
que vos te pasaste entredormido
pensando en ella
 y te babeabas en mi almohada
mientras yo
te acariciaba la espalda
y me sentia agradecida



aunque no pudiera pagar el alquiler.












 








 *

números impares

jueves, 15 de mayo de 2014

*





prende un cigarrillo
mira su cafe
está agotado
revuelve con la cucharita diminuta
parece inútil hacerlo

es un hombre enorme
y no consigue levantar los ojos
por encima de sus cejas

vuelve a mirar por la ventana
y echa el humo por la boca

ella se sienta sin mirarlo
y desparrama sus cosas sobre la otra silla
sobre la mesa

entró hablando
y mirando el celular
habla
parece no percibirlo pero
se detiene un momento
lo besa
y sigue hablando mientras pide un café

tampoco mira al mozo

el ha conseguido fijarle la mirada
le ve las manos
y los dientes, moviendose

repite algo todo el tiempo
algo como
¿me entendés?
o
¿entendés?

ahora hace lugar en la mesa
para el café
echa el azúcar y revuelve
llorando

comenzó a llorar súbitamente
y él no consigue entender
cuándo fue que comenzó
ella hace gestos con las manos
no quiere que la abrace
saca sus pañuelos descartables
y mira al mozo que lleva una bandeja con vasos y tazas sucias
también hay pañuelos
o servilletas de papel usadas

ella ya no habla

tiene un pañuelito hecho un bollo
en la mano
y mira al hombre
que no suelta palabra

ella espera con las manos en sus rodillas

el prende otro cigarrillo
y baja la mirada
tiene los labios apretados

corre los ojos de vez en cuando
para ver a unos chicos que entran
ruidosos
con sus carpetas y bolsos
tratando de prender cigarrillos entre ellos
y pidiendo cervezas

ella sigue mirándolo
como si eso
lo hiciera hablar

echa el humo una vez más y hace una mueca
la mira
como si eso
la hiciera quedarse

ella está juntando sus cosas
y se arregla el maquillaje

el estira una mano
sobre la mesa
con la otra, sostiene su cigarrillo
y no consigue encontrar una sola palabra

ella se va

el mira por la ventana
como si la fuese a encontrar
mirando hacia el lado opuesto

vuelve a revolver el café
con su cuchara
diminuta

es inútil.


*





*

porotos & cascotes

viernes, 9 de mayo de 2014

*
una de mis amigas
me llamó por teléfono
está sufriendo
porque acaba de darse cuenta de que está enamorada
de un chico
y resulta que el chico
la ama

se agarra la cara
y llora

no para de lamentarse

y yo le digo
nena,
nunca más vas a sentirte asi
y es tan hermoso que
cuando hayas hecho tanta fuerza
como hice yo
te vas a sentir la imbécil que vivió para perder el tiempo
entre la gente idiota
y sus asuntos

como cuando te parabas atrás del mago
para saber cómo era el truco

entonces había que hacer caso y sentarse con los otros chicos
para no saber nada más

pero te hacías amiga del que más sabía de andar en puntas de pie
y te llevaba
a la parte de atrás
desde donde se veía, el doblefondo del sombrero

ahora ella
llora
porque siente que va  a perderlo todo
todo
lo que guardaba para

y yo no se cómo convencerla de que deje de decir estupideces
y se ponga ese vestido rosado de puntillas
con la cerveza en la mano
le queda tan bien
y que escriba los nombres de ellos en un árbol
o con brillitos en las hojas
da igual
algo extremo

es que creer la historia del amor era genial
pero digo,
genial

ahora prende la radio y está sonando una de amor

llamálo
no vuelve a suceder así
¿sabias?

apagá ese cigarrillo
ya se hace de día
y en este patio hay mil latas de cerveza

podría ser que él esté durmiendo en tu cama
y vos lo veas amaneciendo
y de tu boca no se caiga una sola palabra de amor
porque hiciste tanta fuerza
que querés morirte de dolor
como una enferma

pero
vamos
sabés la letra aunque no la estés escuchando
podría ser que hoy
amanezca
y vos ya no sientas
asi,

y todo lo que hoy te duele porque puede irse
mañana va a dolerte escucharlo

en cualquier canción.













*

san telmo f.c.

domingo, 4 de mayo de 2014








yo tenía el pelo largo 
larguísimo

ya me habia olvidado lo que se sentía
tenerlo así
pero me acordé justo hoy
porque la ciudad entera estaba festejando alguna estupidez
y estaba llena de papeles
globos
y vendedores de manzanas acarameladas

nosotros nos burlábamos 
de esos festejos
y de  la gente que los festejaba



nos sentábamos a tomar cerveza
del pico
abajo del sol
y apagábamos los puchos en las tapitas

siempre teníamos algo para decir
y siempre llegaba alguien
a sentarse con nosotros
- a veces era algún conocido -
y nos creíamos los pistoleros intocables de la cuadra


entonces le disparábamos 
a la nena del vestido blanco
al hombre del traje marrón
a los frikis que pasaban sin ver ni oír nada
a los modernos 
a los turistas con sus ojos curiosos
como de visitante de zoologico

pawn!

boom!


destapabas otra cerveza con el encendedor
o alguien prendía un porro
y alrededor se llenaba de papelitos
de palitos de la selva



una vez vino uno
que decia que era poeta
- en realidad era bastante gracioso -
y creímos que nos quería levantar
o vender sus poemas
que él mismo había impreso
y
nos mostraba 
en fotocopias

yo le compré una de esas
y resultó
que de verdad era un poeta

aunque yo me enteré mucho después
y nunca más lo volvimos a ver



cuando se nos acababa la plata
o los lugares para ir a mear
y la plaza se llenaba de visitantes
volvíamos a casa

a veces te quedabas a dormir
y tus amigos venían a estudiar
o a visitarte



poníamos música y bailábamos
- ¡de verdad, bailábamos! -
yo nunca volví a bailar con nadie así 
aunque se que vos sí


después nos reíamos
también me había olvidado cómo era
reírse así
con lágrimas
durante horas
y sin poder pronunciar una oración completa



yo te traté mal
muchas veces
y me burlaba de tus amigos

vos todavía seguís siendo el mejor amigo
que yo haya tenido




ahora hace un tiempo
que uso el pelo muy corto
y soy mucho más
discreta
para reír.